Entrar a la escuela primaria en el momento oportuno es esencial para la continuidad del desarrollo del niño. Y el apoyo de los progenitores, los cuidadores, los maestros y la comunidad es definitivo. © UNICEF/Nicaragua-2010/ O. Moraga
1 de Enero de 2013

Según la Convención Sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad, las niñas y niños con discapacidad tienen derecho a asistir a la escuela y a recibir atención según sus necesidades de aprendizaje.


UNICEF contribuye técnica y financieramente para que el Ministerio de Educación (MINED) mejore la calidad educativa y las condiciones de aprendizaje de las niñas y niños con necesidades educativas especiales, asociadas a discapacidad.


Se ha adecuado la Normativa Nacional para la Atención a las Necesidades Educativas asociadas con Discapacidad, a la luz de las nuevas normas jurídicas internacionales y nacionales en apoyo a socios como la Federación Coordinadora Nicaragüense de Organismos por la Rehabilitación e Integración (FECONORI) en coordinación con otras organizaciones, contando con participación activa de los padres y madres de niños y niñas con discapacidad, e instituciones del gobierno.


UNICEF apoya las acciones desarrolladas por Los Pipitos (Asociación de Padres y Madres de Familia de Niños y Niñas con Discapacidad) fortaleciendo su capacidad organizativa y liderazgo a nivel nacional y en losnuevos capítulos de la organización en Puerto Cabezas, Matagalpa, Jinotega y Nueva Segovia.


Con estos y otros socios se acompañan esfuerzos de abogacía para la matrícula de niñas y niños con discapacidad, Olimpiadas Especiales “Olimpipitos”, que les permite participar en procesos que desarrollan sus capacidades a través de la educación, la cultura y el deporte.


Esta movilización social de las familias de niñas y niños con discapacidad y la opinión pública ha permitido que la matrícula en escuelas integradas haya ido creciendo año con año.


El apoyo de UNICEF también ha incluido mejora de las condiciones físicas, la construcción y equipamiento de una cabina acústica para la adaptación de libros hablados para los niños y niñas con deficiencia visual, y la capacitación de docentes en educación inclusiva para fortalecer sus competencias pedagógicas en función de mejorar las prácticas inclusivas en las escuelas de educación básica y media en los distintos municipios del país.