Silvia Vargas Murillo, trabajadora de Hansae Internacional que visitó el centro lactario durante su período postnatal. ©UNICEF Nicaragua-2015/A.Jirón.
2 de Noviembre de 2015

Por Anielka Jirón.Silvia Vargas Murillo es una joven de 27 años originaria de Tipitapa que decidió ser madre por primera vez. Su hijo Walter Gafet Calderón, de 11 meses de edad queda al cuido de una niñera, mientras ella trabaja en la empresa textil de zona franca Hansae Internacional en el municipio de Niquinohomo, Masaya. Desde hace siete años labora en el área de administración y control de calidad de la empresa.


Vargas fue una, de las 600 y 1,200 trabajadoras de Hansae que quedan embarazadas anualmente y asumen el doble rol de ser madres trabajadores. Para estas mujeres, garantizarles a sus bebés la lactancia materna mientras trabajan es un reto más que conlleva la maternidad.


Según el Arto.143 del Código del Trabajo y el Arto.9 de la Ley de Promoción, Protección y Mantenimiento de la Lactancia Materna, establece que la trabajadora dispondrá de 15 minutos cada 3 horas durante la jornada laboral para amamantar a su bebé directamente o extraerse la leche en el local de la empresa. Sin embargo, Silvia se vio imposibilitada para amamantar a su bebé directamente por la distancia que hay de su casa con su centro de trabajo.


Con la creación del primer centro lactario autofinanciado en una zona franca, logró superar esta barrera. Durante su período post natal, diariamente por 45 minutos visitó el lactario para extraerse manualmente la leche, refrigerarla y al final de su jornada laboral retirarla para llevársela a su bebé.


Al principio no todo fue fácil para Vargas, ya que el centro abrió sus puertas cuando su bebé tenía cuatros meses, y una vez que lo empezó a visitar tuvo que enfrentar otras limitantes como: el cansancio, las creencias y los mitos sobre la extracción de la leche. Finalmente, con el apoyo de la capacitación brindada por SoyNica, uno de los socios que junto con el programa Better Work de OIT y UNICEF acompañan a Hansae International en esta iniciativa, ella garantizó la lactancia materna exclusiva durante los primeros meses de vida de su hijo y continua brindándosela con alimentación complementaria.


Como parte de esta alianza entre los diferentes socios y la textilera, se desarrolló un entrenamiento para consejeras de la lactancia materna en empresas. Silvia participó de este proceso y ahora es una promotora que comparte su vivencia con otras trabajadoras para sensibilizarla sobre la importancia y beneficios de la leche materna.


Silvia ahora se siente plena y satisfecha, porque su bebé recibió la mejor alimentación para alcanzar su pleno desarrollo y además se mantuvo el apego entre ambos “La empresa nos ha brindado las condiciones y nos ha abierto las puertas para que todas las trabajadoras podamos tener niños y niñas sanos” expresó Vargas.


Este centro cuenta con las condiciones óptimas para que las madres aprendan a extraerse la leche. Tiene 9 cubículos privados, asientos, utensilios para la limpieza de los pechos, equipos especiales para la extracción de la leche, envases y refrigeradora para el almacenamiento.


Asimismo, asegura que el impacto de esta iniciativa se ve reflejado en niñas y niños bien estimulados, nutridos y sanos. Y además, aprendió lactando a su niño adecuadamente, que él tendrá menos riesgos de sufrir diabetes tipo II, obesidad, enfermedades cardiovasculares y algunos tipos de cánceres. “Este centro ha contribuido mucho, porque al tener a tu hijo sano pocas veces las trabajadoras piden permiso, se siente motivadas y más eficientes. Hay una mayor productividad y rendimiento en la empresa, porque las trabajadoras tienen a sus hijos e hijas sanos” enfatizó Vargas.


Para Silvia lo que inició como un sueño, hoy es una realidad. Y ahora visualiza un Centro de Desarrollo Infantil que será una ventana de oportunidades para el desarrollo integral de las niñas y niños de las y los trabajadores de la empresa.
Actualmente la empresa garantiza ese derecho a 53 trabajadoras en período de lactancia, a 38 trabajadoras en período pre-post natal están siendo capacitadas y 104 trabajadoras embarazadas gozarán de este beneficio.