Joshy Cutbert de 18 años, tras la entrevista. © UNICEF Nicaragua/2015/M. García Terán
24 de Julio de 2015

Por Marta García Terán.- Joshy Cutbert tenía 16 años cuando se dio cuenta de que en Bluefields, la ciudad en la que nació y creció, en la Región Autónoma de la Costa Caribe Sur, se estaban preparando capacitaciones de la Red de Adolescentes Comunicadores para la Prevención del Abuso Sexual a través de las Tecnologías de la Información y Comunicación (TIC), una iniciativa en el marco del programa de Adolescentes de UNICEF en Nicaragua.


“Llegué con un amigo gracias a que desde la Organización CEDEHCA nos avisaron” recuerda Joshy pensando en inicios de 2014, cuando la estrategia de la red arrancó con un ciclo de cinco capacitaciones que llegaron a un total de 150 adolescentes de Bluefields y Bilwi en la Costa Caribe de Nicaragua, y de Somoto y San Lucas, en el Norte del país.


“No faltaba a los talleres porque se hablaba de cosas interesantes” reflexiona esta joven que apenas ha cumplido 18 años y estudia 4º año de secundaria. “Yo no sabía que los hombres ofrecían regalos a las niñas y niños con el objetivo de abusar sexualmente de ellos” explicando con seriedad los pasos de la estrategia del abusador, y confirmando que en todo el proceso aprendió mucho sobre el tema “es lo que más me impactó”, corrobora.


“Me gustó aprender a través de juegos” comenta Joshy, recordando los talleres sobre derechos humanos, prevención de la violencia, nuevas masculinidades, etc. impartidos por la Asociación de Comunicación y Movilización Social Los Cumiches en colaboración con UNICEF. “Recuerdo las series como Loma Verde y Sexto Sentido con las que veíamos ejemplos de situaciones de violencia que realmente ocurren a nuestro alrededor” explica y afirma que si se encuentra con una situación similar ahora sabe qué hacer, dónde ir a denunciar y ayudar a la persona.


La estrategia Red de Adolescentes Comunicadores para la Prevención del Abuso Sexual a través de las TIC está enmarcada en la iniciativa global de UNICEF #ENDViolence, eliminación de la violencia contra la niñas y niños, iniciada en 2013. Esta iniciativa busca un movimiento de creación y fortalecimiento de alianzas alrededor de los derechos de la niñez y la adolescencia, donde las personas adultas y las instituciones siguen teniendo la principal responsabilidad de acompañar y dar respuestas a la demanda de las y los adolescentes.


En las diferentes capacitaciones de la Red, las chavalas y chavalos aprendieron a utilizar sus celulares para generar productos de comunicación con los que informar a sus pares sobre las estrategias del abusador sexual, cómo detectar casos de violencia y qué hacer para denunciar.


Me gustaría poder enseñar a otras adolescentes estas técnicas de foto y vídeo” comenta Joshy, y ella misma explica que ya en su barrio es conocida porque organiza a otras chavalas y chavalos y les habla de los temas que ha aprendido en la Red.
“También en la escuela he tocado el tema con otras niñas y niños” afirma y comenta que utiliza un celular inteligente con el que saca fotografías, se conecta a redes sociales y chatea con amigas, y a veces les habla de prevención de abuso sexual.


Al preguntarle sobre el uso que le da a redes sociales es clara: “tras los talleres borré a todas las personas que no conocía y que tenía como amigas en Facebook, y ahora no acepto a personas que no conozco”. Fomentar el uso seguro de tecnología entre las y los adolescentes era parte de esta iniciativa.


Joshy afirma que el proceso que ha vivido le ha hecho cambiar en algunas cosas. “Yo antes no podía hablar en público y ahora sí puedo. Con un micrófono todavía me da pena, pero lo hago” explica y comenta que gracias a ser parte de la Red, en los últimos meses ha podido participar en otras iniciativas apoyadas por UNICEF como el Laboratorio de Innovación de la Bluefields, Indian and Caribbean University (BICU). “He tenido oportunidad de hacer más cosas gracias a estar en la Red” afirma Joshy contundente. Sus próximos pasos, terminar la secundaria y encontrar un trabajo.


Espero que haya más talleres para seguir profundizando en el tema de la prevención de abuso sexual y el uso de técnicas de comunicación”. La tercera fase de la estrategia de la Red de Adolescentes Comunicadores para la Prevención del Abuso Sexual a través de las TIC está en planificación. En ella se priorizará la puesta en marcha de las estrategias de comunicación para el desarrollo elaboradas por los y las propias adolescentes, además de profundizando en la producción y edición de materiales audiovisuales para la abogacía y la difusión de información sobre el tema.